Invitación para vivir la Jornada Mundial de los Pobres

Escrito el 11/Nov/2018 en Destaques, Noticias

 

Querida Familia Consolación: Hermanas y Laicos de América Latina:

“Este pobre gritó y el Señor lo escuchó” (Sal 34, 7)

 

Posiblemente no todos están informados de que el pasado mes de octubre, el nuevo Equipo del Secretariado LA se reunió en El Valle, Ecuador, para comenzar a planificar el presente trienio, con las nuevas  Comisiones propuesta por el Gobierno General. Les escribo en nombre de una de esas tres Comisiones, la de Dimensión social de la Evangelización, integrada además por la Sra. Irani Carvalho da Silva, coordinadora del Centro Asistencial M. Carmen Colera, y las Hnas. Carmen Rosa Bustamante, de la Cdad. de Patacamaya (Bolivia) y Yéssica Zapata Leito, de la Cdad. de Sao Paolo.

Como sabemos, el día 18 de noviembre se realizará la II Jornada Mundial de los Pobres, instituida por el Papa Francisco el año pasado. Hace ya unas semanas,  las hermanas del Gobierno General animaban a las Comunidades a vivirlo.

“Impulsados por el Espíritu, salimos a los lugares donde están los jóvenes y los más desfavorecidos…El desconsuelo de los más desfavorecidos nos urge a promover su dignidad con creatividad y audacia. Con el servicio de consolación denunciaremos la cultura del descarte y fomentaremos la inclusión para que el pobre sea servido y Dios loado”  (Marco Estratégico, 3º estrategia). Esta Jornada de los Pobres es un llamado a responder a este desafío, a realizar juntos, como Familia, esa Salida hacia los hermanos más necesitados.

Salida que nos detenga de nuestras prisas y urgencias, para priorizar nuestro tiempo de una manera diferente. Salida de la mirada, para contemplar e intuir más allá de lo que aparece a simple vista. Salida de la escucha, para permitir que resuenen con fuerza en nuestros oídos esos “gritos” que claman a Dios. Salida del corazón, para dejarnos afectar por su situación de dolor. Salida de nuestra mente, para que los esquemas personales y sociales con los que valoramos la realidad y las personas, entren en crisis, si es necesario, y se abran a horizontes muchos más amplios, donde el único criterio es la Misericordia de Dios.

Muchos de nosotros estamos día a día entregando lo mejor al servicio de los más desfavorecidos. Pero ojalá ese domingo 18, de una manera especial, podamos realizar en todas nuestras presencias un gesto concreto hacia esos hermanos nuestros: el de “orar juntos y compartir la comida”, como propone el Papa Francisco; encuentro fraterno que los ayudará a percibir con gozo cuánto valen y cuánto los ama el Señor. Y a nosotros, cuánto quiere sorprendernos, regalarnos y consolarnos en ellos. Los invitamos a compartir luego, en la página web del Secretariado LA, las iniciativas que se lleven a cabo ese día.

“Invito a que se haga posible la respuesta de la Iglesia al grito de los pobres, a que vivan esta jornada mundial como un momento privilegiado de nueva evangelización. Los pobres nos evangelizan, ayudándonos a descubrir cada día la belleza del Evangelio…Sintámonos todos, en este día, deudores con ellos” (Papa Francisco, Mensaje para la II JMP)

Que María, Madre de los Pobres, nos conceda mucho ánimo y generosidad, y nos acompañe en este encuentro, que seguramente nos llenará de alegría.

Reciban un abrazo fraterno:

Hna. Vanina Petrella (Cdad. del Colegio de Santiago – Chile)